Siem Riep

Después de pasar unos días de descanso en la paradisíaca isla de Koh Rong Samloen, nuestro próximo destino fue Siem Riep.

Capital de la provincia de Siem Riep, conocida principalmente por los templos de Angkor.

Pero la ciudad, es mucho más que templos, así que a continuación os contaremos que hicimos en los 3 días que allí estuvimos.

Volamos desde Sihanouville, siendo el vuelo relativamente corto y una vez allí, nos recogió un transfer del hotel en tuk tuk

Nos alojamos en Salasara Hotel, muy recomendable por su céntrica situación, su agradable personal y su magnífica piscina.

Allí pasamos 3 días/2 noches y la verdad que nos encantó mucho la ciudad y su gente.

Día 1

Llegamos a Siem Riep a medio día y tras comer en el hotel y recrearnos un poco, comenzamos a conocer la ciudad. Infinidad de comercios por nuestra zona, desde tiendas, restaurantes, lavanderías, peluquerías…. hasta llegar a PUB STREET

Pub Street es la famosa calle con luces de neón con mucho ambiente, sobretodo de noche. En ella encontrareis todo tipo de tiendas de souvenirs, bares y discotecas. En cuanto la pisamos nos flipó el ambiente que allí se respiraba y conforme se iba adentrando la noche, mucho más, con sus carros-discos que invaden la calle.

Allí disfrutamos la tarde-noche andando de punta a punta y pudimos disfrutar un rato en la discoteca Temple Club.

Otro de los lugares, que no nos perdimos fue el Night Market, situado a pocos metros de Pub Street. Un gran mercado con puestos de ropa, calzado, cuadros, souvenirs, etc.

Y hasta aquí nuestro primer día de recorrer calles repletas de puestos para regatear, pues había que acostarse pronto, ya que tocaba madrugón al día siguiente.

Día 2

Como ya os he adelantado anteriormente, nuestro segundo día comenzaba viendo el amanecer de Angkor Wat, pero dedicaré un post completo de los Templos que visitamos.

Una vez visitado los Templos de Angkor, que llegamos realmente impresionados y tras hacer una parada para comer, nuestro guía nos dejó en el hotel, así que descansamos un poco para recuperarnos del madrugón y porque la última noche prometía en Siem Riep.

Tras el descanso y ya recuperados, nos adentramos en Pub Street para tomar unas cervecitas. Allí encontramos un pub donde pudimos dejar huella de que allí estuvimos, pues te dejan pintar en sus mesas o incluso sus paredes. Hicimos nuestras últimas compras en el Night Market, pues como ya os comenté, allí encontrareis todo tipo de detalles a buen precio para llevar a vuestros familiares y amigos.

Y tras ultimar las compras, encontramos un lugar para cenar donde pudimos probar la carne de cocodrilo, que para mi gusto, un poco dura, pero buena.

Finalmente, disfrutamos de la noche camboyana en Pub Street, en uno de sus carros-discos. Todos ellos tienen bebidas y un ordenador con altavoces que te dan la opción de poner la música que desees. Allí pasamos unas cuantas horas bailando y disfrutando con otros turistas e incluso con gente de allí. Fue una gran noche!!

Día 3

En nuestro último día visitamos una escuela de niños con pocos recursos económicos, situado en Prey Tlock Village (Puok, Siem Reap). Tras este proyecto se encuentra la Fundación Camboya Sonrie, fundada por la española Alejandra Borrell y Bear Chamnan. Para saber más de este proyecto e incluso colaborar con ellos, pinchar AQUÍ.

Para poder llegar hasta allí, Naiara de Modo Traveller, se puso en contacto con Alejandra y una vez en Siem Riep, un tuk tuk vino a nuestro hotel a recogernos y llevarnos hasta el colegio.

En nuestro día, pudimos disfrutar unas horas con estos niños tan necesitamos, donde pudimos llevarles jabones y demás productos de higiene personal, lápices para el colegio y globos para poder jugar un rato con ellos (fue todo un acierto).

Antes de pasar con los niños, Alejandra nos puso al día contándonos cómo surgió este proyecto, en qué consiste y nos adentró un poquito más en todo, contestandonos a las preguntas que nos iban surgiendo.

Tras la charla, pasamos con los niños, todos muy educados y modositos, hasta que empezó el juego de globos que les llevamos.

Tras revolucionarlos en la clase, pasamos al patio a seguir disfrutando de los globos, aunque esta vez con agua.

Fue una gran experiencia moral que invitamos a todos a vivirla, además de colaborar con ellos con las aportaciones que les hicimos.

Y tras esta increíble visita, volvimos al hotel para recoger nuestras mochilas, pues nos despedimos de este maravilloso país para volver a la caótica HANOI.

Esperamos que os haya gustado y cualquier pregunta, estamos a vuestra disposición para contestarla.

 

 

 

 

 

 

 

 

Una respuesta a “Siem Riep”

  1. […] de las cosas que no os podéis perder, como ya os comenté en el post de Siem Riep es la visita a los Templos de […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.